¿Qué hacer si te estafan por Internet? 1ª parte

0Shares

Si llegaste hasta aquí es, muy posiblemente, porque has sido engañado o conoces a personas que han sido víctimas de estafas por Internet.

Lo importante es que no debes sentir vergüenza por haber actuado de buena fe. Quien debe sentir esa vergüenza es el delincuente. Pero vamos al grano. Sigue leyendo y podrás conocer qué tipos de estafas existen y qué pasos tienes que dar para denunciar un delito de estafa.

Este tutorial se divide en dos partes:

  1. Tipos de estafas por Internet 1ª parte.
  2. ¿Qué hacer si te estafan por Internet? 2ª parte.

¿Qué es una estafa?

Lo primero que has de saber es qué es una estafa.

El artículo 248 del Código Penal español define el delito de estafa de la siguiente forma: “Cometen estafa los que, con ánimo de lucro, utilizaren engaño bastante para producir error en otro, induciéndolo a realizar un acto de disposición en perjuicio propio o ajeno.

En España se considera delito de estafa a aquel delito en el cual la suma de lo defraudado sobrepasa los 400 €. Si es menor a 400 €, se considera como una “falta de estafa”.

La Guardia Civil, por su parte, nos brinda una importante información y varios consejos muy útiles para evitar ser estafado.

Estafas por Internet. Qué hacer si te estafan por InternetTipos de estafas por Internet

Las estafas por Internet se suelen llevar a cabo por medio de la manipulación de herramientas informáticas (software) de forma tal que el delincuente consigue que le transfieras dinero o le envíes objetos de valor mediante engaños.

Sin lugar a dudas, los estafadores buscan a las personas que consideran más vulnerables, tal es el caso de las personas mayores o de aquellos que están pasando por problemas económicos.

Y lo más preocupante es que han adaptado los timos tradicionales a las nuevas tecnologías. Es por ello que es muy importante denunciarlos. A continuación te cuento cuáles son las principales estafas conocidas que se realizan a través de Internet.

  • Románticas

Sobre este tipo de estafas he escrito un par de artículos, uno de ellos, el del scam nigeriano, recibe de dos a tres comentarios al día, en los que se cuentan historias reales de mujeres que han sido timadas manipulando sus sentimientos. Te sugiero que no te lo pierdas, algunas historias son realmente impresionantes y tristes.

Se trata de estafadores que usan las redes sociales o las webs de citas para encontrar a su víctima, enamorarla con fotos de otras personas, siempre atractivas, y cuando se ganan su confianza les piden dinero con un sinfín de excusas: problemas de salud, están en una guerra, dicen haber sido víctimas de ataques terroristas, etc.

  • Amenazas

El estafador se hace pasar por un asesino a sueldo que te dirá por e-mail que un enemigo tuyo le ha ofrecido asesinarte. Pero te asegurará que si le das una cierta cantidad de dinero igual o mayor a la ofrecida por tu enemigo, no te pasará nada. También puede ofrecerte matar a tu enemigo, ya de paso…

Otra variante de esta estafa es una amenaza de secuestro, de bombas o de algún tipo de agresión. En todos los casos, el delincuente te da la opción de abonar más dinero que quien lo contrató para que evites que haga daño.

  • Por pagos por adelantados

Timos por InternetEsta estafa se produce seduciendo a la víctima con la promesa de que obtendrá una ganancia mayor al dinero invertido, y de esta forma es inducido a adelantar dinero 

  • Por caridad

Son las que se realizan mediante la suplantación de identidad de una ONG prestigiosa. A través de esta supuesta ONG los estafadores solicitan donaciones para ayudar a las víctimas de ataques terroristas, catástrofes naturales, países con alto índice de pobreza, etc.

  • De bienes de alta gama

El vendedor crea una publicación en la que anuncia la venta de un coche de alta gama o de un artículo de precio elevado. Pero dirá encontrarse fuera del país y por tanto, no poder realizar la transacción. Entonces  ofrecerá la posibilidad de entregar el vehículo a través de un conocido, siempre previo pago del importe del bien, por supuesto.

El artículo en venta no existe, por lo que la víctima jamás lo recibirá y habrá perdido todo su dinero.

  • De ofertas de trabajo inexistentes

Si estás buscando trabajo y has publicado tu currículum en varios sitios webs es posible que el estafador lo haya encontrado y utilice tus datos para ofrecerte un puesto de trabajo tan ideal como inexistente. Claro que lo hará previo pago de una cuota que se inventará para sacarte el dinero.

Este delito también aparece con el formato típico de “Trabaje desde casa”. En este tipo de estafa se ofrece un salario alto con la comodidad de hacer el trabajo desde tu hogar. Pero la trampa se encuentra en que te piden un pago por adelantado, generalmente para compra del material sobre el que tienes que trabajar. 

En esta modalidad incluso, puedes encontrar páginas web muy bien hechas. ¡Ten mucho cuidado!  Te quedarás sin trabajo y sin el poco dinero que tienes. Lo que se conoce como: “sobre llovido, mojado”. 

  • Con tarjetas de crédito

La forma más común que toma es la de phishing.

Esta estafa se basa en la creación de sitios web en apariencia auténticos con la particularidad de que se venden productos con un valor bastante inferior al precio de mercado. Los productos favoritos para robarte el dinero son móviles, eventos deportivos o conciertos, y el pago siempre se pide con tarjeta de crédito. 

El objetivo de cobrar con tarjeta es capturar los datos de la víctima (nombre, número de tarjeta, DNI, clave…) para suplantar su identidad y realizar compras de productos que se enviarán a países en los que el seguimiento es casi imposible.

El pharming es otra variante mediante la cual los timadores buscan las posibles vulnerabilidades de sitios web legítimos para direccionar a las víctimas hacia sus propias webs. De forma tal, que mediante un código malicioso les roban fácilmente los datos.

En este punto nos viene bien recordar ese dicho que reza: “Cuando la limosna es grande, hasta el santo desconfía”.

Una vez llegados al final del artículo, mi sugerencia es: nunca dejes de denunciar una estafa. Así evitarás que el estafador quede impune y siga teniendo vía libre para engañar a otra víctima.

Y a ti, ¿te han estafado por Internet alguna vez? Cuéntanos tu historia y ayuda a otros a no cometer tu mismo error.

¡Salud y un mundo sin timos!Maestra online

Marcar el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Información básica sobre protección de datos: El responsable del proceso es Carlos González-Román Ferrer. Tus datos serán tratados para gestionar y moderar tus comentarios. La legitimación del tratamiento es por consentimiento del interesado. Tus datos serán tratados por Automattic Inc., EEUU para filtrar el spam. Tienes derecho a acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, como se explica en la política de privacidad.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.